Previous
Portada del periodico ABC:
Newspaper website Sitio web




Recognized text:
MADRID | 1,80 euros | Con Mujer hoy (venta conjunta e inseparable) | Año CX | Número 35.536

1903-2013

110
AÑOS

Francisco Vázquez:
«En el PSOE estamos
haciendo el viaje a
ninguna parte»

Rubalcaba, junto a
su «número dos»,
Elena Valenciano

PSOE

¿Una franquicia
de Izquierda Unida?

13 ABRIL 2013

Sábado

FOTO: Jaime García / ABC

Rubalcaba copia la medida comunista de
expropiar pisos, propone una drástica subida
fiscal y se declara republicano [Edit. y 16]

.es

Los impuestos no subirán este año
El Gobierno confirma que los funcionarios recibirán las pagas de julio y Navidad [38]

Varapalo de la UE a
la independencia de
Cataluña y País Vasco

GAFAS DE SOL

Hoy, con ABC, el
modelo «Winona»
por solo 6,99 euros

El Comité de las Regiones ciñe el soberanismo
a un «asunto interno» de los Estados [22]

La Policía impide que el acoso a
Posada llegue hasta su casa [19]

Otra entrega

Nuevos vales descuento



Noticias
  • David Bisbal: La vida sigue igual
    Los prolegómenos, como siempre, propiedad del famoseo. Medio Palacio preocupado por la tribuna de la Preysler y este cronista hiperventilando por un discreto Alberto Contador... en fin. El concierto arrancó emocionante con 'Silencio', canción perfecta de pop. La imagen de la sutil rebelión de algunos, levantados y bailando, fue realmente poderosa superimpuesta sobre los primeros acordes. Fue algo así como : «Aquí seguimos». Y me emocionó. Después 'Antes que no', donde hay melodías ligeramente más graves a partir de las cuales extraje una conclusión: Bisbal brilla como pocos cantantes nacionales en el registro medio-alto de su voz, pero sufre en el medio-bajo. Bueno, no sufre, simplemente desaparece como un tren en la distancia. 'Amor amé' le puso ritmo a la noche con un galope rumbero en el que se empezó a apreciar el valor de uno de los mayores activos del espectáculo: la banda. En 'La necesidad', batería (David Simó) y bajo (Jordi Portaz) se lucieron en el medio tiempo: comedidos pero
  • Los peligros de la historia virtual
    Cataluña y, sobre todo, Barcelona, eran ya un mundo lejano a comienzos del siglo XX. Barcelona, ganada por el modernismo artístico y literario, era una capital cultural alternativa a Madrid, con la que no había demasiada voluntad de establecer lazos consistentes. Francisco Giner de los Ríos, en Madrid, y Joan Maragall, en Barcelona, ejercían una especie de pontificado cultural en sus respectivas ciudades y procuraban que sus discípulos se comunicasen, pero los resultados habían sido muy pobres. Eugenio d’Ors, Josep Pijoan, Fernando de los Ríos, Luis de Zulueta y algún otro participaron de esos proyectos. Tampoco se pudo obtener mucho más del interés que Miguel de Unamuno, el solitario de Salamanca, mostró hacia Cataluña. Su viaje a Barcelona, en octubre de... Ver Más
  • Indultos, neveritas y diez más
    Cuando hoy salte la selección al césped y la cámara viaje a través del rostro de los jugadores al compás del looo-lo-looo-lo nacional, piense en el valor de la concordia. Sea magnánimo si ante Eslovaquia repetimos una y otra vez el mismo saque corto de córner, o si, como en el rugby, damos pases siempre hacia atrás como si no hubiera un mañana. No se irrite si los jugadores entran en bucle y son incapaces de rematar, porque insultar al futbolista, gesticular con peinetas o aplastar la lata de cerveza en un puño no es una manera generosa de entender el fútbol. Discúlpenles y asúmanlo con bonhomía. Los chavales no pueden vivir siempre entre las rejas del odio y las... Ver Más
  • Ya hay españoles de segunda
    Por una vez, ella superó esa curiosa aversión que le provoca el personaje -que se exacerba cuando el susodicho adopta su vocecilla melosa- y permaneció conmigo viendo el discurso de Sánchez mientras comíamos. Alocución a las puertas de La Moncloa para comunicar y justificar los indultos. Muy breve, para lo que son sus plúmbeos parámetros, y sin preguntas. Peroraba Sánchez con rostro solemne: «Los indultos afectan a nueve personas. Pero el Gobierno de España piensa sobre todo en los cientos de miles de catalanes y catalanas que se sienten solidarios con quienes están presos. Y también piensa en otros que en Cataluña y en el resto de España no respaldaron sus actos, pero creen que ya cumplieron suficiente castigo». Y... Ver Más
  • El 'efecto vaselina'
    Se temía lo peor García-Page cuando Sánchez negociaba hace dos navidades con los separatistas para conservar La Moncloa. Bromeó incluso con pedir vaselina a los Reyes Magos para hacer aquello más digerible. Por tanto, se entiende que anteayer, la víspera del día de la infamia, Page pronosticara que se le iba a quedar «mal cuerpo» cuando se anunciasen los indultos a los golpistas, consecuencia de aquel pacto navideño. No se entienden, en cambio, los malabares morales que ayer hizo para intentar sosegar a su electorado y a la vez no irritar a Sánchez, conformándose con un pacato «los independentistas persiguen fines inviables y habrá que decírselo». Yerra. A quien debe dirigirse es a Sánchez, que es quien humilla a los... Ver Más